22 July, 2024 Revista Digital sobre Patentes, Marcas y Propiedad Intelectual

Así no registrarán su marca

Por Gabriel Ravelo Izquierdo

No se pueden registrar los nombres técnicos o de uso común de los productos o servicios, así como aquellas palabras que en el lenguaje corriente o en las prácticas comerciales, se hayan convertido en la designación usual o genérica de los mismos.

En ocasiones escuchamos que alguien pretende registrar una Marca y que para ello bastaría con cambiar una sola letra para que la autoridad responsable -en este caso el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial (IMPI)- nos diera un título de Marca y así constituir un nuevo Derecho de Propiedad Intelectual.
Otros, pueden suponer que es suficiente añadirle un rasgo más a un logotipo para poder engañar a la autoridad y así obtener ese signo distintivo. O quizá imaginan que al agregar otras palabras a una denominación ya protegida, casi por arte de magia se tendría una nueva Marca.

Éstas y más hipótesis se vienen abajo en la realidad, ya que para proteger una Marca se necesita estar bajo el marco legal (Ley de la Propiedad Industrial en el caso de México) y en ese sentido, todo aquello que le contradiga culminará en una negativa de registro de la misma. En el presente artículo quiero ejemplificar las principales causas de negativa de un registro marcario. Para un mejor entendimiento dejaremos de lado los términos estrictos de los preceptos legales e iremos con ejemplos básicos, los cuales nos servirán para ilustrar los supuestos erróneos.

El primero de ellos se refiere a todo aquello que vaya en contra de la moral, de las buenas costumbres o del derecho. Como ejemplo cito lo siguiente: Se presentó una solicitud para registro de una Marca la cual serviría para amparar los servicios de restaurante, cuya denominación era “Burritos Chostomo”; esta última palabra, en el caló de los pobladores del área metropolitana del Distrito Federal y en algunos municipios de la República Mexicana, es sinónimo de miembro viril, por lo que el IMPI negó el registro marcario precisamente por ser contraria a la moral. Cabe mencionar y en referencia a este ejemplo, que la solicitud iba acompañada de un logotipo, el cual consistía en un burro, así que pensemos la imagen completa que se pretendía proteger: “Burritos Chostomo” y el burro sonriente, el cual ha sido catalogado a lo largo de los años por sus dotes viriles… razones por las cuales no prosperó dicho registro marcario.

Otra hipótesis es la siguiente: No se pueden registrar los nombres técnicos o de uso común de los productos o servicios, así como aquellas palabras que en el lenguaje corriente o en las prácticas comerciales, se hayan convertido en la designación usual o genérica de los mismos; es decir, si alguien quiere registrar para pantalones de mezclilla la palabra jeans, el Instituto negaría tal registro toda vez que es el nombre usual que los consumidores le damos a los pantalones de esa tela, por lo que sería necesario agregarle un distintivo si es que queremos usar la palabra genérica, de esto ejemplos hay muchos: Jeans Levi’s, jeans Furor, jeans Lee, entre otros.

La ley también prevé la variación caprichosa de las palabras o la variación ortográfica; se han presentado solicitudes que han querido engañar o sorprender a la autoridad, desde quien llega con un Yani Versache para engañar a los seguidores de Versace; quizá Navtica en lugar de Náutica, o la palabra odelar, que si lo separamos como O De la R sabemos que es la marca Oscar de la Renta. En fin, pueden ser denominaciones muy ingeniosas en donde muchas veces el talento mexicano resalta, pero eso implica que prosperen jurídicamente.

Otro de los casos frecuentes por el que se niegan las Marcas son las palabras descriptivas o indicativas que sirvan para designar la especie, calidad, cantidad, composición, destino, valor, lugar de origen de los productos o la época de producción; es decir, si me interesa proteger la Marca “Ropa con Clase” para vestuario, pues me negarían el mismo por indicar con el mismo nombre de mi Marca una cualidad de mi producto.

Éstas son algunas de las causales por las cuales el IMPI puede negar sus registros marcarios, razón por la cual y a manera de exhorto, se recomienda la creatividad, apostándole a los propios y que no se copien o imiten marcas, ya que se pueden tener graves consecuencias, desde multas hasta privación de la libertad, ya que la violación a Derechos de la Propiedad Intelectual son considerados como delitos. Más aún ¿de qué sirve estar trabajando con denominaciones que nunca llegarían a constituirse como derechos marcarios? Todo nuestro esfuerzo económico y de tiempo no serviría de much

Comparte tu opinión sobre este artículo

Comentarios

Related Posts

Consideraciones para tomar en cuenta, en materia de Patentes.

23 agosto, 2012

23 agosto, 2012

Por Roberto Durán González Aún cuando existe un conocimiento básico de la existencia de las patentes entre la población en general,...

Turismo y PI: más allá de lo evidente

10 diciembre, 2012

10 diciembre, 2012

Por: Hector E. Chagoya Para México, quizás la mayor aportación de la Propiedad Intelectual se encuentre en el conocimiento tradicional...

Mejores dibujos para mejores patentes

18 octubre, 2012

18 octubre, 2012

Por Bernadette Marshall “Una imagen vale más que mil palabras.” Este antiguo dicho no podría ser más acertado en el...

XVIII Jornadas de Trabajo y Consejo de Administración de ASIPI

25 noviembre, 2014

25 noviembre, 2014

El evento de ASIPI más importante de los últimos 50 años   Comparte tu opinión sobre este artículo Comentarios

Ferrari: Pasión por la tecnología, una joya para sus seguidores (Parte 2)

12 septiembre, 2012

12 septiembre, 2012

En los últimos años el cambio más importante para Ferrari fue la transmisión tipo F1 al implementarla en todos sus autos de...

Los derechos de autor y el dominio público

30 enero, 2013

30 enero, 2013

Por Rodolfo Carlos Rivas Rea Aunque existan distintas concepciones de ambos conceptos bajo diferentes tradiciones jurídicas, o carezca de uniformidad...

Rubros de la denominación de origen

15 enero, 2013

15 enero, 2013

Edna J. Gómez Benítez/mipatente La protección de este instrumento legal ampara tanto a consumidores como a productores asociados a un...

Secuestro de marcas

23 julio, 2012

23 julio, 2012

Por Mauricio Jalife Son ya muchos los casos de marcas reconocidas de empresas mexicanas que han sido materialmente secuestradas por ciudadanos de esos países,...

Patentes contra Secretos Industriales

4 julio, 2012

4 julio, 2012

Por Carolina Bustos Los secretos industriales albergan información ventajosa que le genera un beneficio indiscutible a su poseedor. En nuestra legislación de Propiedad Industrial, se...

Derechos de Autor, ¿cómo adquirirlos?

3 septiembre, 2012

3 septiembre, 2012

Por Rosa E. Pineda y Marco Antonio Morales Hoy en día vivimos en un mundo en el que estamos sujetos a...

Internacionalización y propiedad intelectual

22 noviembre, 2012

22 noviembre, 2012

Por Mónica López/ SNA Abogados Las marcas, diseños, patentes, derechos de autor pueden ser activos muy poderosos para conferir valor añadido...

Mexicanos son leales a las marcas

1 octubre, 2012

1 octubre, 2012

En México 33 por ciento de las marcas podrían ser inmortales, pues a diferencia de otros países como Estados Unidos...

Galería urbana… no todo es de uso libre

6 septiembre, 2012

6 septiembre, 2012

Por Carolina Bustos Es usual que se desencadene una serie de violaciones a derechos patrimoniales de obras que están siendo...

Para nuevas Marcas, un buen diseño

1 agosto, 2012

1 agosto, 2012

Por Ignacio Lanuza En el trámite de registro de Marca puede ocurrir que el diseño se convierta en algo muy...

La Ley de la Propiedad Industrial y el Convenio de París como eventuales medios de obstaculización del desarrollo económico en México.

12 febrero, 2013

12 febrero, 2013

Por Efrain Hernández González  Para abordar el tema que se plantea, es necesario realizar un análisis al sistema de caducidad de...

Comments
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.